Spread the love

Este año, pagarán el impuesto los solteros sin hijos que ganen en términos brutos $90.133 o más.

 

Desde que el Gobierno publicó los datos de remuneraciones necesarios para calcular el mínimo no imponible del Impuesto a las Ganancias y las planillas respecto de las escalas, es posible saber cuánto tiene que pagar cada trabajador por ese concepto en 2021Para calcularlo, es necesario ingresar el ingreso bruto, es decir, antes de descuentos.

Las cifras son orientativas, porque en una economía inflacionaria como la argentina en principio se asume que a lo largo del año cada trabajador recibirá alguna clase de suba a su salario para al menos paliar el efecto del avance de los precios. Sin embargo, el menos para los salarios nominales de fines de año, se puede estimar cuál va a ser el costo del Impuesto el año que viene.

Con la actualización a partir del 1° de enero de 2021 del 35,38% del índice de Remuneración Imponible Promedio de los Trabajadores Estables (Ripte), los trabajadores en relación de dependencia solteros y sin hijos comenzarán a pagar Ganancias a partir de los $74,812 netos mientras que los casados con cónyuge y dos hijos menores deberán tributarlo si perciben más de $98.966 tras los descuentos de jubilación y obra social. En el caso de los trabajadores con dos hijos y sin cónyuge deducible, el mínimo no imponible se mueve a $ 86.941.

La suba es mucho menor que la del año pasado. En 2020, el ajuste del Mínimo No Imponible (MNI) fue del 45%; se estima que cerca de dos millones de contribuyentes tributaron Ganancias en 2020 incluyendo asalariados, autónomos y jubilados.

Para el año que viene, el ajuste del 35,38% movió al mínimo no imponible para trabajadores solteros de los $ 55.261 mensuales en los que estaba este año al nuevo nivel de $74.812. En el caso de los casados con cónyuge y dos hijos a cargo el mínimo era $ 73.710 y pasa a los $ 86.941 ya mencionados.

En términos brutos, antes de los descuentos, el salario necesario para estar alcanzado por Ganancias llega entonces a los $90.133 en el primer caso y, en el caso de empleados casados con dos hijos y sin cónyuge deducible, a $104.747 mensuales.

Un efecto a tener en cuenta es que, como el impuesto es progresivo, aplicando tasas sucesivamente mayores a medida que el trabajador va pasando a escalas superiores de ingreso, durante el año próximo muchos trabajadores pasarán a escalas con una alícuota mayor y deberán pagar más impuesto a las Ganancias. La actualización por el RIPTE no tendrá allí efecto, porque se aplica solo una vez al año, tomando desde noviembre de un año hasta fin de octubre del siguiente.

Aplicando la variación del RIPTE a la escala aún vigente resulta que un trabajador soltero pagará un impuesto del 5% sobre la parte del ingreso neto que exceda los $ 74.810, pero el peso del tributo escalará a 9% sobre la parte que sobrepase los $ 79.530 y seguirá escalando sucesivamente, si también lo hace su ingreso, hasta llegar a una alícuota máxima de descuento del 35% si el ingreso neto supera los $ 136.528 al mes.

Por otro lado, aplicando la actualización del 35,38% del RIPTE resulta que un trabajador casado y con dos hijos pagará 5% de ganancias sobre el tramo de su ingreso neto entre $ 98.963 y $ 103.682. A partir de esta última cifra, y hasta $ 108.204, la alícuota pasará a ser del 9%, y a través de sucesivas escalas llegará a una escala máxima del 35% si el ingreso neto supera los $ 160.645.

Facebook Comments Box

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.