Spread the love

 

 

Según informaron distintas agencias internacionales, el Canciller “se ofuscó” y se quedó en su habitación cuando el propio Cafiero le contó que sería su reemplazante.

 

 

 

El conflicto del Frente de Todos que desencadenó cambios en siete ministerios sumó un nuevo escándalo este sábado: el canciller Felipe Solá “se ofuscó y se quedó encerrado en el hotel” en el que se alojaba para participar de la cumbre de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (CELAC), según detallaron varias agencias internacionales que cubren el evento.

 

 

 

 

La situación se dio después de que el hasta ahora ministro de Relaciones Exteriores se enterara que será reemplazado por Santiago Cafiero. “Sí, Solá se enojó por los modos en que lo alejaron del gobierno y decidió no estar hoy en la cumbre de la CELAC. Su lugar lo ocupa Juan Valle, Subsecretario de Asuntos de América Latina de Cancillería”, indicó el informante

 

 

 

Solá -de arduo trabajo en los asuntos de la CELAC en los últimos tiempos- fue desplazado de su cargo por el presidente Alberto Fernández, quien lo reemplazó por el otrora jefe de Gabinete (ministro coordinador), Santiago Cafiero

 

 

El canciller se enteró de ese desplazamiento en viaje a México y el lunes por la tarde (hora de Buenos Aires) dejará de ser formalmente ministro de Exteriores.

Cómo se enteró Felipe Solá que lo desplazaban del Gabinete

 

 

 

Solá se enteró de que no era más canciller en una de las varias escalas que el pequeño avión de la Fuerza Aérea Argentina que lo trasladó debió hacer para llegar a Ciudad de México. Estaba en la República de El Salvador cuando recibió una llamada justamente de su reemplazante, Santiago Cafiero.

 

 

 

El canciller llegó a México junto a su jefe de Gabinete, Guillermo Justo Chaves, y su secretario de Relaciones Económicas Internacionales, Jorge Neme.; Ambos funcionarios también serán removidos.

 

 

En la CELAC, Argentina tenía previsto ocupar la Presidencia Pro Tempore en 2022. El ritmo vertiginoso con que sucedieron las críticas hacia su gestión, tras la derrota electoral del domingo pasado en las primarias abiertas (PASO) y el rol de sus ministros más leales hizo que Fernández desistiera del compromiso en México.

 

 

 

Es que, en caso de viajar, debía dejar la presidencia en manos de Cristina Fernández de Kirchner, la vicepresidenta que arremetió públicamente contra el mandatario y forzó drásticos cambios de gabinete.

 

 

(Fuente: TodoNoticias)

 

 

Facebook Comments Box

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.